domingo, 25 de enero de 2015



Puede que cuando escuches la palabra "versión" te vengan a la mente Ramoncín o Pitingo haciendo que Kurt Cobain se retuerza en su tumba, pero en la historia de la música el arte de versionar nos ha dejado auténticas joyas que han logrado que olvidemos que fueron otros los que unieron los acordes. Y para muestra aquí tienes cinco ejemplos de lo que se puede conseguir cuando se lleva el karaoke al siguiente nivel.

5. Jolene - The White Stripes

Cuando en 1973 la reina del country Dolly Parton escribió una canción sobre la cajera del banco que le hacía ojitos a su marido poco se podía imaginar que años después fuera a sonar con ritmos de merengue o de punk. Pero de entre todas las versiones que van desde Olivia Newton-John a Miley Cyrus, sin duda la mejor es a la que pone voz Jack White. 





4. Sympathy for the devil - Jane's Addiction

Para versionar una canción tan icónica de los Rolling Stones hay que estar muy seguro de lo que se hace, y aunque incluso Guns N' Roses hicieron su tributo, la adaptación más notable fue la que hicieron en 1987 Jane's Addiction. Superar la original en este caso es difícil, pero lograron hacerla suya con mucha naturalidad y sin ningún complejo de inferioridad.




3. Where did you sleep last night? - Nirvana

De esta canción folk se desconocen sus progenitores y, pasando de generación en generación desde el siglo XIX, han sido muchos los que la han interpretado. Sin embargo, la versión más característica se la atribuyen a Leadbelly, allá por los años 40 pero para cantar sobre cuerpos decapitados no hay quien supere a Nirvana en su MTV Unplugged (1993). 




2. All along the watchtower - Jimi Hendrix

Por mucho que Bob Dylan haya interpretado este tema más de mil veces con su armónica desde que lo compusiera en 1967 tiene que reconocer que Hendrix le inyectó vida y fuerza. He aquí una vuelta de tuerca para quitarse el sombrero. 




1. With a little help from my friends - Joe Cocker

Coger una canción de los mismísimos The Beatles y convertirla en una de tus canciones más conocidas no es un mérito, es un milagro. Y si además la tocas en Woodstock creando un recuerdo que dura generaciones, entonces ya es tuya por derecho propio. Joe Cocker, con su voz rasgada, su guitarra, su coro y su melancolía, deja al tema de los ingleses incluido en su Sgt. Pepper's Lonely Hearts Club Band como una versión edulcorada y sencilla difícil de reconocer. 




¿Y tú que opinas?¿Me he dejado alguna en el tintero?

ESCRITO POR Silvia Gutiérrez

Periodista por vocación, defensora de las causas perdidas por naturaleza. No acepta la callada por respuesta.

0 comentarios:

Publicar un comentario

¡Muchas gracias por tu aportación!

 
Toggle Footer